Guía de KATMANDÚ (en 2 o 3 días)

En esta guía de Katmandú en 2 o 3 días, vamos a hacer un pequeño resumen de nuestro paso por esta ciudad Nepalí. Una ciudad que es destino imprescindible para cualquier viajero. ¡Katmandú se ve bien!

Lo primero que queremos decir que esta entrada es el extracto de la gran Guía de Nepal que os podéis descargar directamente desde aquí. Esperemos que os ayude en vuestro viaje.

Guía de viaje a Nepal

http://www.elmundosevebien.com/guia-de-nepal/

Nepal se ve bien

Nepal se ve bien

QUE VER EN KATMANDÚ

CIUDAD DE KATMANDÚ

Katmandú es una ciudad increíble, para mucha gente es su puerta a Nepal ya que desde su aeropuerto internacional salen muchos vuelos diariamente. Como buena ciudad grande nepalí el caos y la polución es un habitante más de ella, y si consigues aislarte de los tuk tuks suicidas, los pitidos de los coches, los amagos de atropellos a peatones, y los comerciantes infatigables, es una ciudad de ensueño.

Cuna de la cultura hippie, la ciudad de Katmandú está llena de templos y palacios budistas e hinduístas, muchos del siglo XVII. Por desgracia es una ciudad a la que los terremotos y sobre todo la polución durante el último siglo, están destrozando su legado a pasos agigantados.

Así que no os asusten los turistas de la gente enmascarada, realmente la polución se te agarra a la garganta, y para los que llevamos lentillas hasta uno nota que se le irritan más lo ojos entre el polvo de la ciudad y los tubos de escape.

Panorámica Katmandú

Panorámica Katmandú

LA PLAZA DURBAR

La plaza Durbar es el centro neurálgico de la ciudad. Hay una parte abierta a todo el público (incluído motos, vacas y coches) y otra que se compone principalmente de los patios y edificios más representativos de la plaza.

Merece la pena entrar aunque solo sea para alejarse del bullicio y los guías insistentes y recorrer tanto los palacios como los citados patios. Especial interés tiene subir hasta el último piso del palacio por las ruinososas escaleras de madera. Sinceramente los museos no tienen mucho interés, pero eso es una apreciación personal.

Plaza Durbar Katmandú

Plaza Durbar Katmandú

Por otra parte es curioso como para entrar en la plaza Durbar a los turistas se les cobre 1000 Rupias nepalis para promover la conservación y ciudad de la plaza, (cosa que me parece estupenda) pero que a su vez dejen entrar a motos y coches lo que la destrozan completamente y nadie dice o hace nada.

Pero lejos de estos reproches esta parte de la ciudad es el corazón turístico de la ciudad y supone un tratado de historia nepalí intensivo.

Templo Plaza Durbar

Templo Plaza Durbar

Muchos edificios son templos en activos y es posible visitarlos por dentro, especialmente a los devotos que forman también parte de esta maravillosa plaza.

La Plaza como decimos es el símbolo de la ciudad y en ella conviven oleadas de turistas con parroquianos y puestos ambulantes, un curioso equilibrio, en el que todo pequeño elemento es un fuerte eslabón de la cadena.

Monje en Plaza Durbar

Monje en Plaza Durbar

 THAMEL

Thamel es el otro corazón de la ciudad. En el lado opuesto de la espiritualidad, Thamel se mueve a ritmos de tiendas de recuerdos, y de ropa de montaña. Parte indispensable también para el turista, es necesario perderse por sus rizadas calles (nunca mejor dicho) y aprovechar para comprar regalos del viaje.

El álgido traqueteo de este barrio es un gancho para el turista y todo lo que eso conlleva. Te ofrecerán hachís, ser tu guía, o simplemente que te tomes una fotos con ellos. Algo que si consigues manejar de forma educada te hará que disfrutes más del entorno. Eso sí no será fácil.

Ciclo tuk tuk nepalí

Ciclo tuk tuk nepalí por el Thamel

SWAYAMBHUNATH

El templo budista de Swayambhunath al igual que la Plaza Durbar, es Patrimonio Mundial de la Unesco, y es fácil adivinar porqué. A unos 20 minutos de la Plaza Durbar es un lugar que nada más ver su imponente escalinata de acceso, uno sabe que ha llegado a un lugar especial.

Subir por esta escalera a través de sus desproporcionados 365 peldaños es como acercarse un poco más a los dioses. También es llamado el templo de los monos por la cantidad de mandriles que habitan este sagrado lugar.

No suelen ser peligrosos, pero al igual que los humanos conviene no jugar con ellos cuando están comiendo o si están con las crías. Una mordedura de mono nos puede fastidiar el viaje.

Swayambhunath qué hermosa eres

Swayambhunath qué hermosa eres

El epicentro de Swayambhunath en su estupa. La estupa es una construcción religiosa budista que consiste en una construcción circular de ladrillo en forma de campana, pintada de blanco y con unos ojos en sus cuatro costados.

También lo componen una variedad de santuarios y templos, algunos que datan del período de Licchavi. Un monasterio tibetano, el museo y la biblioteca son más recientes adiciones.

Las ruedas de plegarias también son un símbolo característico de estos lugares mágicos, no hay que olvidar que no dejan de ser centros de oración aunque las tiendas de recuerdos y los turistas fotógrafos nos hagan pensar otra cosa.

Plaza de Swayambhunath

Plaza de Swayambhunath

La estupa tiene los ojos de Buda y las cejas pintadas y debajo de ellos una pintura que aunque parece una nariz es el símbolo de Nepal de “unidad”. cada estupa es diferente y se diferencian en la forma de los ojos o incluso su color. Esto se ve puede ver con las fotos de otras estupas.

Swayambhunath es un lugar mágico, quizás el más especial de Katmandú, un lugar desde el cual se puede ver las escalofríantes y preciosas vistas de la ciudad. Uno no se extraña que sea un lugar sagrado.

Detalle Estupa de Swayambhunath

Detalle Estupa de Swayambhunath

PATAN

Al otro lado del río Bagmati y vecina de la ciudad de Katmandú se encuentra la ciudad de Patan. En sí la ciudad  es conocida por su plaza Durbar que también al igual que la de Katmandú es Patrimonio Mundial de la UNESCO.

La Plaza Durbar es muy similar a la de Katmandú y aunque no tiene patios interiores (Chowks), está igualmente llena de vida nepalí. Hay numerosas tiendas de artesanía, y restaurantes con vistas a la plaza donde se puede disfrutar de una parada en el camino.

La entrada cuesta como unas 750 Rupias nepalíes, pero es extraño porque al ser todo exterior el paso está abierto por varios sitios y los nepalís no pagan pero también entran a la plaza.

Resulta al menos curioso al igual que comentamos en la de Katmandú que se cobre al turista para conservar la plaza mientras que a la misma vez permitan entrar a coches y motos con la degradación por la polución y el ruido que eso supone para los monumentos.

Plaza Durbar Patán

Plaza Durbar Patán

PASHUPATINATH

Aunque parezca una palabra trabalenguas Pashupatinath es uno de los lugares más intensos de Nepal y uno de los sitios donde uno puede entar de cabeza a la cultura y tradición hindú en Nepal.

Se trata de un complejo religioso dedicado al Dios Shiva y uno de los lugares sagrados para el hinduísmo así como también patrimonio mundial de la UNESCO. Explicar la religión hinduísta se escapa a este post y a quien lo escribe, ya que se trata de una maraña de Dioses y divinidades así como de preceptos e historias que muchas veces el turista no termina de entender.

Sin embargo si que se entiende la veneración a la vida y por consiguiente el respeto a la muerte tratado como un viaje a un lugar mejor.

En Pashupatinath uno puede percibir y conocer los ritos de preparación a ese viaje así como la cremación su punto final. Si uno consigue quitarne la vergüenza de sentirne un morboso espectador puede entender lo que supone la muerte para el hindú.

Pashupatinath un lugar lleno de vida

Pashupatinath un lugar lleno de vida

A orillas del río Bagmati en primer lugar los familiares del difunto, embalsaman y lavan con esmero el cuerpo del fallecido. Cada casta tiene su lugar y su procedimiento, sin embargo el color y el cuidado en esta preparación al viaje es algo común. La muerte como camino a la vida.

Posteriormente el cuerpo es trasladado a la zona de los crematorios donde se consuma la etapa final de este pequeño viaje.

El olor intenso se mezcla con las emociones y uno no deja de pensar que no somos tan diferentes, y que a la hora de las despedidas sobran los idiomas y las religiones y el dolor y el respeto por los que se van hablan en el lenguaje universal de los gestos.

Sin duda las cremaciones en Pashupatinah es un sitio de visita obligada siempre desde el respeto que supone ser un curioso invitado a algo tan duro como ser un mero espectador en la proceso de convivir con la muerte al menos durante unos minutos.

Cremaciones en Pashupatinah

Cremaciones en Pashupatinah

BODHNATH

Sin duda otro de los lugares emblemáticos de Nepal y otra de las visitas obligadas en Katmandú es la plaza de Bodhnath. Menos impresionante por el entorno que Swayambhunath pero más lleno de vida y de actividad, es la estupa más grande de Nepal y sin duda una de las más impresionantes.

Para nosotros aunque en el post esté contado antes, resultó ser el final perfecto a un viaje inolvidable. Además tuvimos la suerte de ver como pintaban la estupa algo que es realmente espectacular y más con una cámara de fotos en las manos.

Plaza de Bodhnath

Plaza de Bodhnath

A la estupa budista de Boudhanath acuden desde hace décadas grandes poblaciones de refugiados tibetanos desde China y esto propició la construcción de más de 50 gompas (monasterios) tibetanos en torno al santuario. En 1979, Boudhanath fue nombrado uno de los lugares Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

La estupa está en la ruta comercial antigua del Tíbet, que entra en el valle de Katmandú por el pueblo de Sankhu, y pasa por la estupa Bodhnath. Los comerciantes tibetanos descansaron y oraron en este lugar durante muchos siglos.

Cuando los refugiados tibetanos entraron en Nepal en la década de 1950, muchos de ellos decidieron vivir cerca de Bouddhanath. La estupa alberga los restos de un sabio Kasyapa, venerable tanto para los budistas como los hindúes.

 Una vista espectacular de esta plaza se tiene desde el restaurante “Hungry Eyes“, justo en la plaza. La comida no es muy buena, de hecho nos pusieron unos noodles más fríos que los pies de un marinero, pero sin duda la foto mereció la pena.

Tanto la anterior foto, como las siguiente están tomadas desde allí.

Estupa de Bodhnath

Estupa de Bodhnath

Otro dato curioso es que como en realidad es un centro de oración es posible ver tanto a monjes como a feligreses dar vueltas a favor de las agujas del reloj a lo largo de la plaza, haciendo girar las llamadas ruedas de plegarias.

Incluso hay una gigante en una esquina de la plaza en la que uno puede hacer sus plegarias. Estas ruedas están presentes en todas las estupas, y llevan manteas grabados en ellas.

Ruedas de plegaria tibetanas

Ruedas de plegaria tibetanas

Etiquetado , , , , , , , , , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Acerca de Marcos Del Valle

Músico, viajero y entusiasta

2 Respuestas a Guía de KATMANDÚ (en 2 o 3 días)

  1. Alejandro dice:

    Muy bueno, excelente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.